ESTÉTICA DENTAL

Si crees que tu sonrisa necesita algún retoque, ven a DENTAL CENTER PALAU donde se hará un estudio exhaustivo de tu caso y se te explicarán todas las posibilidades y alternativas para mejorar tu imagen.

Actualmente, los pacientes pueden beneficiarse de distintas técnicas y tratamientos que permiten tener no sólo una boca sana, sino también una bonita sonrisa.

Gracias a diferentes tipos de tratamientos como Blanqueamientos Dentales, Ortodoncia o el uso de Carillas de Cerámica de última generación hoy, más que nunca, está a tu alcance una mejora estética de tu dentición.

Preguntas frecuentes sobre Estética Dental

En estética dental, las carillas son unas láminas muy finas de porcelana que se pegan en la cara frontal del diente respetando por completo el tejido dental. Como existen casos en que las carillas no están indicadas debido a distintos factores, se puede optar por la colocación de coronas de cerámica o de coronas y puentes de zirconio; son de color blanco y proporcionan resultados igual de satisfactorios que las carillas.

La causa del desgaste de los dientes es lo que determina principalmente la elección de uno u otro tratamiento. Si es posible determinar esta causa y, así, detener o estabilizar el desgaste, siempre y cuando el esmalte no esté demasiado dañado, las carillas pueden ser una buena solución, puesto que no será necesario prácticamente la preparación de los dientes. Sin embargo, si el desgaste es más grave, las coronas de cerámica serán el tratamiento más indicado. Las manchas en los dientes, por su parte, se pueden eliminar tanto con carillas como con coronas.

Efectivamente, las carillas de este material para empastar están totalmente indicadas y son elegidas por el esteticista dental para solucionar tanto casos de separación de dientes como de rotación, inclinación y manchas. Sin embargo, siempre es preferible realizar previamente un tratamiento de ortodoncia que tiene como objetivo acercar y, sobre todo, alinear los dientes al máximo para, posteriomente, utilizar el composite para efectuar retoques en cuanto al tamaño.

Las carillas de porcelana pueden durar entre 15 y 20 años. Evidentemente, los hábitos del paciente marcarán esta duración (ocasionalmente, podrían fracturarse o caerse), aunque si el tratamiento se ha realizado de forma correcta no deberá presentar ningún problema. Por su parte, las carillas de composite duran claramente mucho menos que las de porcelana; ello es debido a que el composite es un material que tiende a pigmentarse y a perder brillo con el paso del tiempo. Aun así, su duración se establece entre 5 y 10 años. Eso sí, es preciso realizar un mantenimiento anual que garantice una vida útil y satisfactoria.

Aviso Legal. Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar